Un estudio realizado por IHCantabria y The Nature Conservancy muestra que la desaparición de los arrecifes de coral duplicarían las pérdidas anuales por los daños producidos por los temporales
Tuesday, 12 June 2018 15:45

Un estudio realizado por IHCantabria y The Nature Conservancy muestra que la desaparición de los arrecifes de coral duplicarían las pérdidas anuales por los daños producidos por los temporales

yanguang-lan-34703-unsplashEl trabajo muestra que los costes alcanzarían los 272.000 millones de USD

El desarrollo costero y el cambio climático están incrementado los riesgos de inundación en todo el globo. Los arrecifes de coral, que constituyen la primera barrera de defensa frente a los temporales y huracanes en muchos países del mundo, están desapareciendo rápidamente. Una nueva publicación aparecida en hoy en Nature Communications, evalúa el número de personas y propiedades que en la actualidad se encuentras protegidas por los arrecifes y lo que pasaría si estos desaparecieran. El estudio demuestra que globalmente, hoy día, la presencia de los arrecifes de coral reduce a la mitad los costes producidos por los daños debidos a las inundaciones, enviando un mensaje coral sobre la importancia de los arrecifes en el Año Internacional de los Arrecifes de Coral.

The Global Flood Protection Savings Provided by Coral Reefs (Hipervínculo al título) utiliza modelos del ámbito de la ingeniería y del sector de los seguros para cuantificar los beneficios que confieren los arrecifes en la reducción de la inundación en todo el mundo. Es la primera vez que se hace un estudio de esta magnitud. Los corales funcionan como diques sumergidos naturales que reducen la inundación produciendo la rotura del oleaje y, por tanto, disipando la energía de las olas que llega a la costa. El estudio compara la inundación que se produce en la actualidad con la que se produciría si se perdiera 1 metro de la cobertura superior de los corales; fenómeno que empieza a ocurrir en muchas partes del mundo.

“Hemos desarrollado los mejores modelos globales para la evaluación de los daños de inundación añadiendo el papel que juegan los arrecifes de coral, para así analizar los beneficios de protección que recibimos de éstos hábitat”, comenta Iñigo Losada, de IHCantabria, un Instituto de Investigación de la Universidad de Cantabria destinado a entender mejor el ciclo integral del agua y sus interacciones con la sociedad. “El trabajo representa la primera aplicación con cobertura global en la que de manera probabilística se evalúa los riesgos y beneficios asociados a estos sistemas naturales”.ishan-seefromthesky-118581-unsplash

Los resultados son impresionantes. Sin los arrecifes de coral, los daños anuales esperados por inundación se duplicarían, incrementándose en 4000 millones de USD. Los costes derivados de los temporales más frecuentes se triplicarían y si a ello se suma el impacto del aumento del nivel medio del mar, los daños por inundación se cuadruplicarían. Para los temporales menos frecuentes, pero más extremos (100 años de periodo de retorno), los daños se incrementarían en un 91% alcanzando los 272000 millones de USD.

“En general, las cuentas nacionales solo incluyen los recursos que se extraen de la naturaleza. Por primera vez, hemos evaluado la contribución anual a las economías nacionales de la conservación de los arrecifes de coral como medio para evitar las inundaciones” dice el Dr. Michael W. Beck, Investigador Principal de Medio Marino de la ONG The Nature Conservancy y Profesor de Investigación de la Universidad de California, Santa Cruz.

Los países que más se benefician de la conservación y restauración de los arrecifes de coral son Indonesia, Filipinas, Malasia, México y Cuba. “Los beneficios anuales esperados para estos países superan los 400 millones de USD” dice Pedro Díaz-Simal, investigador de IHCantabria y responsable de la evaluación económica. EEUU también recibe importantes beneficios de los corales (ocupa el 8o puesto en el ranking mundial), con casi 100 millones de USD anuales en reducción de los daños de inundación.

Además de contribuir a aliviar los costes por daños de inundación, los corales ofrecen otros co-beneficios económicos asociados al turismo y a las pesquerías. Si se analizan los beneficios per cápita, el estudio establece que los más beneficiados son países como las Islas Caimán, Belice, Granada, Cuba, Bahamas, Jamaica y Filipinas.

Los impactos devastadores de los ciclones tropicales o huracanes observados en los últimos años tales como Irma, María o el tifón Haiyan, podrían verse notablemente incrementados en ausencia de arrecifes de coral. Desafortunadamente, los arrecifes han sufrido una notable degradación en todo el mundo, debido a las crecientes amenazas del desarrollo de la costa, la extracción de arena o del propio coral; la destrucción asociada al uso inadecuado de artes de pesca o la sobrepesca, los propios temporales y los episodios de blanqueo de coral, cada vez más frecuentes.

“Los arrecifes de coral son ecosistemas que pueden recuperarse si son gestionados adecuadamente. Este trabajo identifica las razones y localizaciones en las que es necesario implantar medidas de conservación y restauración, poniendo especial énfasis en uno de los servicios ecosistémicos más importantes que nos ofrecen los corales”, dice Pelayo Menéndez estudiante predoctoral en IHCantabria y co-autor del trabajo. 

Para Borja G. Reguero investigador de la Universidad de California, Santa Cruz y co-autor “Estas valoraciones económicas constituyen un argumento muy relevante para planificar la inversión actual en la gestión de los arrecifes de coral. El hecho de que la valoración de los beneficios recibidos por los hábitats costeros se haya realizado en términos habitualmente manejados por los gestores, facilita que puedan justificar con mayor facilidad la protección de estos hábitats esenciales y de los servicios de los que nos proveen.”

Esta evaluación económica de los servicios de protección frente a la inundación, puede ser utilizada por los gobiernos directamente para, por ejemplo, incluirla en la contabilidad nacional, en la planificación de la reducción o mitigación de desastres o por sectores privados como el de los seguros y reaseguros. Muchas entidades han empezado a mostrar interés en utilizar esta información para planificar algunas de sus actuaciones.

“Este trabajo proporciona un claro ejemplo de la necesidad de implementar políticas activas para gestionar mejor los arrecifes de coral. Estamos trabajando ya con agencias de gestión de desastres y con la industria de los seguros, incluyendo La Agencia Federal de Gestión de Emergencias (FEMA), el Banco Mundial, Munich Re, Swiss Re y Lloyd’s, para que usen estos resultados para informar decisiones de financiación y generen herramientas para el sector de los seguros que permitan considerar la restauración de los corales como una medida de reducción del riesgo”, confirma Beck. “Esperamos que esta investigación contribuya a impulsar acciones que garanticen una mayor protección de los arrecifes de coral en todo el mundo.”

 

PUEDES LEER EL ARTÍCULO AQUI

 

 

logo IH logo UC logo FIHC laj